Reflexiones con acción, acciones reflexivas. Desde hace mucho tiempo, quizá desde que con 14 años mis padres me enviaron a Madrid para formarme como bailarina de Danza Clásica, en la mítica escuela de Danza Karen Taft, de la Calle libertad número 15, suelo pasar largos ratos en ese lugar que llaman limbo, y allí me gusta observar donde me lleva mi pensamiento.

Normalmente me sorprendo a mi misma reflexionando, es curioso, pero me debe gustar repasar lo que me acontece y me gusta ponerlo en balanza. Pensamiento reflexivo.

Y quiero compartir con vosotros mi primer blog, que mantengo, en el que aveces me asomo y leo mis propias reflexiones, y me sorprende lo que pasaba por mi mente en aquel entonces desde el año 2006 en el que empecé a escribir lo que pensaba.

Escribir me ayuda a recordar lo que soy.

Mis entradas favoritas

Comparto con vosotros mis entradas favoritas de aquel entonces:

Aquí todas las reflexiones

Memoria del proceso creativo de la casa de Bernarda Alba

Y aquí la memoria, para cuando me falle, de cómo se hizo la casa de Bernarda Alba y todo lo que aprendí creándola